martes, 20 de noviembre de 2018
Facebook - ekos negocios      Follow Revista Ekos on Twitter      Corporación Ekos on LinkedIn      Corporación Ekos on LinkedIn   Corporación Ekos on LinkedIn
 
El impacto del tren subterráneo en el desarrollo de las grandes urbes
 
El impacto del tren subterráneo en el desarrollo de las grandes urbes
Metro de Rio de Janeiro
 
17-sep-15    
 
El metro surge como una idea revolucionaria en Londres a finales del siglo IXX. Charles Pearson fue quien consideró el traslado subterráneo como una alternativa para solucionar el tráfico caótico de la época. A pesar de que ya existían ferrocarriles, era problemático que crucen la ciudad y causen caos en las carreteras, en las que transitaban carruajes de tracción animal.
 
En 1863 se inauguró en Londres, un sistema de tránsito urbano rápido, que inició como una línea de ferrocarril. En 1890, el país tuvo el primer medio de transporte subterráneo de tracción eléctrica. Ambos dieron origen al metro de Londres, el primero en el mundo.
Una vez consolidada y puesta en marcha la idea, se convirtió -hasta hoy- en uno de los medios de transporte urbanos más utilizados y en una solución práctica. Por esta razón, la construcción de este medio de transporte se encuentra en auge.

El crecimiento explosivo de las ciudades y, como consecuencia, la creciente demanda de usuarios de transporte público incentivó a los gobiernos a buscar nuevas soluciones de movilidad. La importancia del metro está reflejada en los beneficios que trae a las urbes.

Por un lado facilita el transporte de miles de personas, además de usar una red subterránea que aligera el tránsito en la superficie. Disminuye el número de autos que circulan en las calles de la ciudad y ayuda a minimizar la contaminación ambiental. Uno de los beneficios más importantes de este sistema, desde el punto de vista social, es la disminución de tiempo que toma a miles de personas en el mundo para movilizarse en sus actividades diarias. Entre otros, se encuentra el menor desgaste por uso de autopistas, vehículos, reducción del consumo de combustibles fósiles, entre otros.

En América Latina, el sistema del metro ha tomado fuerza y cada vez son más las ciudades que apuestan por las ventajas que el medio de transporte ofrece. En el mes de septiembre de 2015, se expidió la orden de inicio de los trabajos de la construcción de la segunda fase del metro de Panamá, a cargo del consorcio integrado por la brasileña Odebrecht y la española FCC. Esta segunda fase tendrá 21 kilómetros de extensión y 16 estaciones. El nuevo circuito beneficiará a más de 500.000 personas.

La constructora Norberto Odebrecht tiene en su portafolio de obras amplia experiencia en metros. Cuenta con obras concluidas en Brasil, Portugal, Estados Unidos, Panamá, Venezuela, Perú y Argentina.

Odebrecht, en más de 70 años de historia, ha participado en la construcción de aproximadamente 30 líneas de metros y de trenes suburbanos con más de 215 kilómetros y actualmente tiene a su cargo la construcción de más de 100 kilómetros. En el 2014 recibió el segundo lugar en el ranking de las constructoras más grandes del mundo, en el segmento de actuación Transporte Masivo y Ferrovías, publicado por la revista estadounidense Engineering News Record (ENR).

Según la revista Forbes de marzo del 2014, la empresa Arcadis, reconocida en el sector de consultoría e ingeniería, publicó un reporte afirmando que las construcciones subterráneas son un elemento crucial en las redes de infraestructuras internacionales, regionales y locales, que fomentan el desarrollo y los intercambios económicos, así como la recuperación y revaloración de espacios en superficie antes ocupados por instalaciones de infraestructuras.
 
 
      
 
Metro de Caracas, Venezuela
Metro de Panamá
Metro de Rio de Janeiro
 
 
 
  2018-11-19    RESUMEN Y COMPARTIR
  2018-11-16    RESUMEN Y COMPARTIR
  2018-11-16    RESUMEN Y COMPARTIR
  2018-11-15    RESUMEN Y COMPARTIR
  2018-11-14    RESUMEN Y COMPARTIR
 
 
Busque empresas por razón social, marca, ruc, actividad o productos
 
 
 
 
Ekos Especial Innovación